Noticias

 

Cinco vehículos diseñados para su funcionamiento a gas, serán parte del equipo de mantenimiento de las calles, baldosas, aceras, rigolas, baches y edificios municipales. En concreto se trata de un bumper, un minifurgon, dos vehículos de brigada y un camión pluma con caja intercambiable.

Dichos vehículos tienen unas considerables ventajas medioambientales, al ser más eficientes que uno de combustión. Pueden llegar a reducir las emisiones de CO2 hasta un 24%  y  hasta un 85% las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) y más de un 95% de material particulado, los cuales son altamente contaminantes. Además  disminuyen notablemente la contaminación acústica, en un 50%. Estos disponen de una autonomía de 500 kilómetros y la brigada de mantenimiento cuenta con su propio punto de recarga localizado en sus instalaciones.

Los medios forman parte de la concesión municipal, siguiendo en la línea de una política medio ambiental responsable de reducir las emisiones de dióxido de carbono que afectan de manera constante el medio ambiente. En alcalde de Gernika-Lumo, José María Gorroño, segura que “la visión de en los últimos años en materia urbanística ha sido global en el sentido de integrar la periferia con el centro de la villa, manteniendo todos los barrios con la misma calidad y trabajando por la sostenibilidad.